Celtic Social Club

Fiel a sus raíces, pero abierta a nuevas aventuras, la música del Celtic Social Club es un jolgorio festivo sin fronteras. En tan solo dos años, con un primer concierto frente a 50,000 espectadores en el Vieilles Charrues Music Festival (Francia), dos CDs y una gira europea, el Celtic Social Club ha hecho su gran entrada en la escena musical mundial. Alcanzando un equilibrio perfecto y enérgico entre la tradición, el rock, la música, el reggae, el dubstep y el hip-hop, su repertorio es una nueva versión de las melodías celtas antiguas de Bretaña, Irlanda, Escocia y Asturias.

Basado en el mismo concepto que el Buena Vista Social Club y el New Orleans Social Club, el grupo fue creado por el baterista y productor Manu Masko, quien había planeado que Celtic Social Club fuera una producción de «una sola toma» para su concierto inaugural. Compuesto por el cantante escocés, Jimme O’Neill (The Silencers), virtuosos tradicionales de la música bretona, Ronan Le Bars (Uilleann Pipe) y Pierre Stephan (Violín), Richard Puaud en la base, Mathieu Péquériau en la armónica, Jean-Pierre Riou ( Red Cardell) en el banjo, mandolina e invitados Winston McAnuff, IC Will, Colline Hill y Louise Ebrel, el grupo salió con un álbum sin precedentes que es tan moderno como sus raíces.

Al igual que los Pogues en su mejor momento, esta fue una verdadera empresa que llevó la música celta al siglo XXI, tratando de evitar clichés y estereotipos en el proceso. Frente a una entusiasta multitud de espectadores y una cálida bienvenida de profesionales de la música, el Celtic Social Club realizó una gira de 30 citas en 2015 por Francia, Alemania, Suiza … e incluso Nueva York, antes de comenzar a trabajar en su segundo álbum.